Ya hemos comentado las claves básicas de una dieta sana pero si pretendemos perder peso además deberemos tomar en cuenta unos cuantos consejos más.

Para bajar de peso de forma sana debemos asumir:

– La dieta milagrosa no existe

– La mejor dieta es la personalizada para ti

– Procura aumentar el consumo de alimentos de consistencia dura que requieren mayor trabajo gástrico

– Empieza a sustituir todos los alimentos que puedas por sus versiones light.


Las dietas milagrosas;
Son mitos y las que funcionan a corto plazo te perjudican a medio largo plazo tanto en tu salud como que lo más probable vuelvas a coger los kilos que has perdido y habrás dañado tu organismo consecuentemente la siguiente vez que empiezas una dieta te va a costar más.

La dieta siempre es personalizada;
Puedes encontrar dietas o pautas genéricas que te ayudan a ponerte en el buen camino pero nada más, la dieta de tus amigos no es la tuya, recuerda que cada persona es diferente y por tanto debemos no solamente variar la cantidad de calorías sino además variar los alimentos según cada persona.

Los alimentos de consistencia dura;
Parece obvio pero al aumentar tu trabajo gástrico provoca que estas quemando más calorías, esto no significa que debes comer más que tampoco vas a gastar 1000 calorías al día más.

Alimentos Light;
Yo lo considero un primer paso e importante, evidentemente aconsejo siempre si puede ser que acudes a un dietista y te indica una dieta personalizada pero si no es el caso puedes empezar a ver un poco que alimentos tomas y buscar alternativas, ¡te vas a sorprender!

OJO, una dieta sana no es ingerir pocas calorías sino
los las justas y con los alimentos que tocan.