El libro la dieta montignac comer por placer y mantenerse delgadoLa dieta Montignac huye a la hora de contar calorías, porque defiende que el contenido calórico del alimento no es importante para quienes desean perder peso.

Hay que escoger los alimentos en función del potencial metabólico. Es decir, según la capacidad de absorción de nuestro organismo..

En esta dieta se recomienda, comer alimentos que tengan un índice bajo en azúcares, proteínas magras y grasas saturada al mínimo.

Tiene dos programas: uno para la pérdida rápida de peso y otro de mantenimiento, para no recuperar el peso perdido.

Las dietas son modalidades de alimentación que implican una serie de limitaciones a nivel cuantitativo que son imposibles de mantener por un largo periodo.

El Método Montignac, no es una dieta en le sentido tradicional de la palabra al contrario, es una forma de alimentación perfectamente equilibrada y sin restricciones. Básicamente consiste en cambiar las costumbres alimenticias.
No se trata de comer menos sino de comer mejor escogiendo los alimentos más apropiados.