Uno de los errores más grandes es dejar de comer para bajar de peso, esto lo hemos comentado muchas veces pero lo que no sabemos a veces es que lo importante es dar a nuestro organismo una cantidad adecuada de energía (comida) y repartido durante el día.

Por ejemplo una dieta para bajar de peso rápidamente de unas 2000 calorías repartida en 6 comidas diarias es mucho más efectiva que la misma dieta repartida en 3 comidas.

Ya hay estudios científicos que confirman esta teoría aunque la mejor prueba es ponerlo en marcha tu mismo y verás la diferencia.

Además tiene muchas más ventajas, no llegarás a las comidas principales con tanta hambre y te será mucho más fácil controlar tu apetito y lo que comes y bebes.

Recordad los efectos por ejemplo de comer una manzana entre horas, una manzana contiene alrededor de 100 calorías pero nuestro cuerpo quema 150 calorías por la digestión. (Si la tomamos a solas y entre horas). Es una buena forma de matar el gusanillo entre horas y de paso bajar de peso sin pasar hambre.